Ir al contenido principal

Rescate al estilo mexicano del Eurojazz

Texto y fotografías por Natalia Castrejón [el  viernes 3 de marzo de 2018 ocurrió esto que les cuento] 

La bestia del este casi deja sin inauguración a la edición 2018 del Eurojazz. La paralizadora ola polar dejó varados en Irlanda a The Kevin Brady Trio quienes serían los primeros en llenar de jazz el Centro Nacional de las Artes (Cenart); por fortuna los talentosos músicos mexicanos de Alex Mercado Trío y Héctor Infanzón Orquesta salvaron la apertura.

Cerca de la Escuela Superior de Música del Instituto Nacional de Bellas Artes, unas vallas rojas decoraban el lugar y fueron las que tuvieron que cruzar 4,143 asistentes al primer día del festival para llegar a las áreas verdes que a partir de las seis se llenarían de jazz. 

En la zona de food trucks además de “buen asado, vino y un parrillero que está divino” había hot dogs y baguettes al estilo de República Checa entre las opciones de comida y para las bebidas estaba el camión La gartija azul del que salían vasos de plástico llenos de bebidas que amenizarían dulcemente el espectáculo para sus compradores. 

“Acercadse, no tengais miedo” dijo uno de los integrantes del grupo de música que con gaita, batería y atuendos de época propagaba música medieval en la zona de comida mientras dos arlequines en zancos saludaban a los asistentes y un bufón a ratos malabareaba y se equilibraba sobre una tablas y cilindros.



EL PÚBLICO 

Cabelleras azul brillante, morado desteñido y mochilas colgadas a la espalda denotaban que la mayoría del público era joven, en un rango de entre 20 y 30 años. Parejas de novios, se abrazaban mientras otros se enganchaban tiernamente de los labios. Grupos señoriles de amigos se tomaban selfies con vista al escenario y no faltó el público infantil: niños corrían por el pasto o eran paseados en sus carreolas envueltos en cobijas. 

LOS CONCIERTOS

Después de que Ricardo Calderón Figueroa, director general del Cenart e Imma Roca, jefa adjunta de la delegación de la Unión Europea, dieran por inaugurada la 21 edición del festival musical, comenzaron los teclazos de piano lentos y suaves del jazz contemporáneo de Álex Mercado Trío que pronto logró un movimiento generalizado de cabezas que asentían o negaban al ritmo de la música en una atmósfera naranja que daba el atardecer. Paisajes, rapsody y punto ciego fueron algunas de las melodías que inundaron los oídos del público.


Al final de la presentación los asistentes no dudaron en levantarse, ovacionar y pedir con anhelo “otra, otra, otra,” pero no fue posible pues pronto se adueñarían del escenario los 14 músicos de Héctor Infanzón Orquesta que con piano, saxofones, congas y bongós pusieron a bailar a los asistentes con el ritmo tropical de temas como 'no porque me acuerdo' y 'me la quedo'. Después de cada pieza, los aplausos estallaban, los bravo y chiflidos ruidosos aparecían. Las cámaras sobre grúas móviles se acercaban a los músicos y a la audiencia y los proyectaban en dos pantallas dispuestas en las áreas verdes para aquellos que no quisieron aglomerarse y vivir de cerca las presentaciones y para aquellos que seguían la transmisión del evento por internet. La mayor parte de los asistentes vivió los conciertos sentados o acostados plácidamente en el pasto, algunos precavidos colocaron mantas o suéteres para que sus asentaderas no resintieran la humedad mientras que otros se descalzaron para disfrutarla. Unos más visualizaban el espectáculo desde las sillas de día de campo que habían transportado hasta el Cenart.

A pesar de ser un entorno era familiar, durante las dos presentaciones, elegantes humaredas de cigarrillos se pudieron observar y conforme el sol se iba y la música seguía, el olor de la alucinante marihuana impregnó el aire. Más de uno hizo mueca de disgusto y se tapó la nariz. Se fue el sol, el jazz siguió y el efecto bailador volvió como ese poderoso olor. 

Comentarios

Entradas populares de este blog

Conocer palabras: libar arrebol y amplexo. Natipalabras

Revista deliciosa cual pastel y difusión de la lectura

Para despertar con TODO: Despertando Podcast

Despertando Podcast  Recomendación por Natalia Castrejón (@nataliacastrejonc)
"¡Hola buenos días! ... ¿has sentido alguna vez que la rutina y las etiquetas que aceptas te limitan?" así empieza el Día 54 de "Despertando Podcast". Este es un podcast que alienta a iniciar el día de una forma amable. Cada episodio dura cinco minutos (aproximadamente) y se publica de lunes a viernes.

La voz amigable y dulce de una mujer comparte reflexiones que alientan al desarrollo personal; de fondo hay pajaritos cantando, suenan de forma sutil. "Tú no eres tu profesión o una historia familiar", son parte del episodio mencionado.

Dos días al despertar he escuchado un archivo de audio (diferente) y me he sentido animada. En estas ocasiones he abierto mis persianas y sentido los rayos de sol cálidos abrazarme mientras estoy envuelta en mis lilas - moradas cobijas: lo he disfrutado y por tanto, RECOMIENDO ESCUCHARLO.

Despertando Podcastpuede ecucharse en YouTube, Spotify, Soun…